17 diciembre 2010

Otra de su noticiario estrella. Por Eli Neira.


En la madrugada de hoy se fugó de la Cárcel Modelo un peligroso delincuente condenado a cadena perpetua por la violación y descuartizamiento de unas 60 mujeres a las que había enterrado en el patio de su casa luego de procesarlas como carne molida. La policía realiza desde esta mañana infructuosos esfuerzos por dar con el paradero del criminal.
Nuestro noticiario, en un increíble despliegue de producción, tuvo contacto con el prófugo quién accedió a darnos una entrevista exclusiva. Justamente tenemos en este momento en el set a Juan de Dios Molina Molina, conocido también como el carnicero caliente de los altos de Ventana.
- Adelante Juan, buenas noches, ¿cómo se encuentra a 48 horas de su espectacular fuga?
- Buenas noches Macarena, un poco cansado pero muy satisfecho con los resultados. Y muy nervioso porque esta es la primera vez que aparezco en televisión.
- Le recuerdo Juan que este canal difundió su foto profusamente durante su juicio y que transmitimos en vivo su detención, no sea injusto.
- Tiene razón, la prensa se portó muy bien conmigo en esa ocasión. Incluso yo tengo una carpeta con todo el material que apareció en los diarios. La hice en la cárcel con los recortes.
- Yendo directo al tema Juan, usted sabe que en televisión el tiempo es oro, Cuéntenos ¿Qué le dio por violar, matar y descuartizar a tantas mujeres?
- No sabría decirle con exactitud Macarena, supongo que me entró el diablo al cuerpo, como dicen en el campo chileno...
- Pero, ¿Gozó haciéndolo?
- Le mentiría si le dijera que no gocé un poquito Macarena.
- ¿Lo volvería hacer?
- Bueno, si me encontrara en la situación...
- ¿Me violaría a mí por ejemplo en este momento?
- Uff , me hace sonrojar, no sé, tal vez. Si me lo pregunta así tan directamente... si no hubiera tanta gente la violaría aquí mismo en este preciso momento. Qué quiere que le diga.
- ¿También me mataría y descuartizaría?
- Y si me lo pide tan insistentemente...
- ¿No piensa en Dios cuando comete sus crímenes?
- La verdad es que es en lo último que pienso en esas circunstancias
- ¿Qué opinan sus padres de su actividad delictiva?
- Padre no tengo y a mamá la maté a los catorce
- ¿La violó también?
- No a ella no la violé, sólo la envenené
- Pasemos a la fuga, ¿Fue muy difícil?
- No, la verdad es que fue bastante fácil Macarena, en general por la situación de precariedad del sistema carcelario chileno. También porque los gendarmes son más bien pajarones.
- ¿Se le ocurrió en el momento o lo venía planeando hace mucho?
- Mitad y mitad
- ¿Deja algún amor en la cárcel, un recuerdo que lleve consigo?
- Nada importante Macarena. Sólo una cicatriz de una vez que me partieron el culo de una violación colectiva y una costilla rota de otra vez que intentaron matarme unos amigos dentro del penal por unos cigarrillos. Eso fue antes que me aislaran.
- ¿Qué piensa hacer ahora con su nueva vida?, ¿Tiene planes?, ¿Piensa viajar?
- Bueno mi primer plan luego que venga la tanda de comerciales es seguir huyendo porque la policía será lenta pero ya debe venir en camino. Luego veré, tal vez me vaya a Europa, o al campo a descansar, para iniciar una nueva vida. O tal vez vuelva por estos lados, tal vez a violarla a usted, ya que me dio la idea.
- Juan, se nos acaba el tiempo, le deseamos suerte y le agradecemos esta entrevista exclusiva. No deje de informarnos de sus próximos pasos. Y usted quédese con nosotros que ya volvemos con más sorpresas en su noticiero estrella.



16 diciembre 2010

Cierre Creadores del Maipo 2010


Las fotitos me las robé de Celeste Ortiz y de Felipe Millar.
Una jornada de viento, frío, chal, cerveza, cariño, potencia de emoción.
Vea.






















06 diciembre 2010

La ciudad No {texto urgente}

Economías de Guerra editó esta plaqueta urgente de mi texto La ciudad No, para ser presentado, vendido y obsequiado -según correspondió- a poetas, amigos y asistentes al Encuentro CONRIMEL de mujeres poetas, Valparaíso 2010. 
Nuestra editorial está confeccionando una colección de plaquetas llamada ODIO PARIDO, las que se estarán lanzando y vendiendo durante diciembre, enero y febrero. 
Les estaré avisando por esta vía sobre nuestras creaciones {hechas a mano}.









Ciudad que se espanta

02 diciembre 2010

Dijiste tanto romperme


Dijiste tanto romperme pero primero fue decirme Costó reconocerme Darme al espacio público como objeto de muerte Dijiste y a mí no era entonces a quien maldijiste Cómo olvidarme de ese martillo enterrado en la pared de la casa De esa loza quebrada en el tacho Miles de minutos encerrados en el closet y mirando Yo no sabía hasta dónde llegaba la asfixia Yo no sabía por mucho que mirase el grosor de esa mano apretada como soporte bélico Dijiste encontrarme Dijiste llamar tantas veces Dijiste que no serviría como tal Lo deslizaste como una lengua oscura bajo la mandíbula rota Paralizaste lo poco que quedaba de asombro Dijiste no saber nada acerca ni con descaro Oscilaste entre tu casa y la casa como abeja Deseé que te fueras y me abrí como lo hace el que no vuelve Te cortaste el pelo para ir a buscarme Te vestiste de rojo para ir a buscarme Te escabulliste conmigo para alejarme de mí Saliste temprano y me llevaste Vámonos de ti lo antes posible -dijiste- Nos dijimos comprar un vino mientras Mentimos mal el vuelto de un precio elevado Me senté en cada una de las sillas bajo tu cama Me subiste a tu cama Apagaste la luz de tu cama Hiciste un té de hoja Cerraste la puerta Omitiste el teléfono Miraste el reloj Cerraste los cajones Abriste dos libros Sacudiste las sábanas Olvidaste romperme tanto desde ése momento Consignado como el momento en que todo comenzó a venirse abajo Olvidaste decir romperme gritarme patear muriendo lo que no se puede No nos conviene partirnos en dos cuando caemos Ni derribarnos encima de la escena que queda como vitrina ante los ojos de los demás Acrecentaste el ansia que traía el insomne verano Dejaste que me fuera rompiendo tan de a poco Como si me fuera a acabar Como si fuera tan pequeña y deforme que no importaba terminarme Como no se rompe ni se dice cuando se esconde Cuando se esconde Cuando se engaña Se rompe de golpe Violento se dice y se desliza en cualquier parte Pero había una cautela extraña en todo esto Como signo de lectura hacia este angosto y paralizado desconocimiento Desilusión ilusa Alternativa de dicción durante el habla Palabras estrellándose contra mí como escombros Y sin abrir la boca como la que no vuelve Yo nunca Nunca yo era para decir Mi lenguaje agobiado como ancestro yacía en desorden e imprecisión Sentía cómo mi malogrado cuerpo se arrastraba por el decir romperme tuyo cuando sobrevenía el peligro Me abría las costillas una por una El sonido de tu voz me ardía al contestar Fue como si todo ese decir romper se asentara en la parte baja de mi tórax Y cayera sobre estas latas cosidas un óxido carcomido que fundía lo poco que quedaba vivo Este esqueleto mío decido y morido por ti -No dicho y muerto No dicho ni muerto- no alcanzaba la magnitud del significado No estaba en completa disposición para ser interpretado Antes lo asesinó la ausencia de vocabularios La fiesta de las suposiciones como hormigas bebiéndole la sangre A este esqueleto la mudez siempre le vino como cajón Y desde ese lugar escuchó tu romper y tu decir primero romper Se escuchó alto como la discordia de la noche conmigo Sólo como la invasión silenciosa de un país Yo no debía quedarme Tú decías venir Oscilabas en lo torpe del verbo Cruzabas fuegos y te quemabas a cada segundo Cerrabas los ojos sin querer adivinar ni asegurar eso que ya te imaginabas Escrito como estaba Este cuerpo se prestó para ser dicho Analfabeto se prestó para lo acontecido No sabía otro romper ni tampoco suponía quebrarse como no fuera hasta ahí Hasta que no sangre más Hasta que no sangre 

Registro ConRimel 2010

Este era el programa del ConRimel, Encuentro Latinoamericano de mujeres poetas. Ocurrió en Santiago y Valparaíso. Asistí a Valparaíso, participando en dos lecturas de las que lamentablemente no tengo registro (La sebastiana, UCV), pero vale la pena compartir estas fotos que tomé prestadas de la poeta argentina Romina Freschi, hermosa memoria de un encuentro importante y en donde pude reencontrarme con grandes amigas, Karen Toro, Ximena Rivera, Julieta Marchant, Marcela Saldaño, etc. 

Ximena me regaló su libro Puente de Madera, editado por Balmaceda 1215, es un libro fascinante, ya me lo he leído varias veces, estoy complacida y orgullosa de tener la gran oportunidad de estar cerca de esta gran poeta! (yo creo que es una de las más importantes poetas de Valparaíso, sin duda) además, el libro fue reescrito por jóvenes que tomaron un taller con ella, entre los que se cuenta un buen amigo de San Antonio, Matías Muñoz.

Y bueno, mil cosas, entre otras, feliz de haber compartido con Soledad Fariña, su marido, una caminata de sol tan hermosa, una conversación profunda y que no se olvida.  También Chinoy, el León, la Pauli, Mario, Mariela, Valentín, Carola Schmidt (bella), etc... acompañada por el amado muy amado y habernos vuelto cargados de libros, cargados de voces.

Poetas latinas: me hubiese gustado haber compartido mucho más con Uds.! Algunas se llevaron en sus maletas el texto urgente La ciudad No, se desperdiga esta ciudad, espero se lea también.


 Soledad Fariña y Carito Hoz de Vila (Bolivia)



 Patricia Espinosa y Gladys González

 Gladys González, Marina Mariasch


Romina Freschi (Argentina) 

Gladys González, Paula Ilabaca, Julieta Marchant, Anahí Mallol (Argentina) 

Ximena Rivera  

Glayds González, Elvira Hernández, Lía Colombino, Gladys Mendía (Venezuela) 


 Julieta Marchant, Anahí Mallol (Argentina), Marina Mariasch (Argentina), Diego Ramírez y Cecilia Pavón (Argentina).




Mille Torrico (Bolivia) y Ximena Rivera 

Diego Ramírez 



Eugenia Brito, Damaris Calderón, Carmen Berenguer 

Gladys González, Millie Torrico (Bolivia), Norah Méndez, Alejandra del Río. 

Feria de publicaciones

http://www.letras.s5.com/dr101110.html
Sin embargo, lo femenino está en otra parte, siempre ha estado en otra parte: ahí está el secreto de su fuerza. Así como se dice que una cosa dura porque su existencia es inadecuada a su esencia, hay que decir que lo femenino seduce porque nunca está donde se piensa.

Jean Baudrillard

.

.