17 enero 2009

Pisano, Biografía política



"En los momentos en que estamos en relación con nosotras mismas estamos en el silencio. Este silencio, esta soledad es muy importante también para poder relacionarnos con los demás, porque sino es estar en el ruido, es correr detrás en una interrelación, correr detrás de personas para no quedarnos solas. Esto es negarnos y al mismo tiempo negar a los que buscamos en ese ruido".

De: Los deseos de cambio. O... ¿El cambio de los deseos?

No hay comentarios:

Sin embargo, lo femenino está en otra parte, siempre ha estado en otra parte: ahí está el secreto de su fuerza. Así como se dice que una cosa dura porque su existencia es inadecuada a su esencia, hay que decir que lo femenino seduce porque nunca está donde se piensa.

Jean Baudrillard

.

.